Inicio6 consejos para mantener la calma en situaciones que no salen cómo lo esperábamos

Todos en algún momento de nuestra vida, hemos tenido sentimientos de angustia, impotencia y tensión por acontecimientos o situaciones personales, familiares, laborales o asociadas a nuestras metas y sueños. 

Hoy queremos contarte algunos consejos para mantener la calma que pueden servirte para que sepas cómo manejarte ante estas situaciones.

Antes de contarte nuestros consejos, queremos que sepas que es importante aprender a manejar estas situaciones que no salen como esperábamos, pues las tensiones, pensamientos negativos, y los nervios, se acumulan en nuestro cuerpo y buscan, por decirlo así, una manera de exteriorizarse, es por esto, que podemos comenzar a enfermarnos o experimentar distintos problemas de salud, recuerda la frase que dice “El cuerpo habla cuando la mente calla”.

consejos para mantener la calma

1. Nuestro primer consejo es respirar pausada y profundamente. Aunque no lo creas el control de la respiración es muy importante, porque ayudará a relajar tu cuerpo y todas aquellas tensiones que puedes comenzar a tener. Inhala lentamente en 8 segundos y exhala también en 8 segundos.

2. Una vez estés más tranquilo, intenta alejarte de la situación y verla desde afuera. Si puedes salir a caminar o del espacio en el que te encuentras, también puedes mojarte la cara y tomar un poco de agua.

3. Evita el consumo de azúcar, porque esto solo te generará más ansiedad. Si sientes ganas de comer algo, puedes comerte un chocolate bajo en azúcar que te ayudará a reducir la hormona del estrés, el cortisol. También puedes tomarte una infusión o comer alguna fruta.

4. Haz algo que sepas que te relaje o te genere felicidad, por ejemplo, escuchar la voz de alguien que amas, poner tu canción favorita, hacer un dibujo… piensa en las distintas opciones que pueden reducir el estrés.

5. Una vez te encuentres un poco más tranquilo, intenta revisar la o las situaciones que te están generando estrés, hacer una lista puede ser de gran utilidad. Revisa cuáles son más urgentes por resolver y si tienen o no solución ¡Es importante reconocer que no tienes el control de todo lo que sucede!

Hacer este escaneo de la situación, te ayudará a priorizar tus tareas y ver cuales puedes resolver con más rapidez o quizás, si necesites la ayuda de otra persona. 

6. Nuestro último consejo, es que hagas ejercicio regularmente, practicar una actividad física es bueno tanto para tu salud física como mental, pues te ayuda a mantener tu atención en pensamientos diferentes a la cotidianidad.

Repite estos pasos cada vez que sientas que no puedes más y que el estrés te está haciendo perder la calma. Cree en ti y en el poder de tu mente.